GABRIEL GARCÍA

El Gobierno ha confirmado este viernes que la mujer de 35 años asesinada el jueves en Almassora (Castellón) es la víctima mortal número 17 de la violencia machista en lo que va de año y la 1.050 desde que en 2003 comenzaron a registrarse las estadísticas” .
Así comienza una noticia publicada recientemente en un portal digital. Antes de que la amenaza del coronavirus obligase al Gobierno a instaurar el estado de alarma a toda la población, no era extraño escuchar a sus paladines que la verdadera amenaza era el presunto machismo estructuralmente organizado en nuestra sociedad. Fue la enésima acusación contra los varones, no sin antes utilizar las estadísticas totales de todos los asesinatos cometidos contra mujeres como uno de los pilares del discurso feminista; imaginamos que por no resultar tan impactantes las cifras si se exponían como estadísticas mensuales o anuales.

Y es que a quienes han movilizado a numerosa población bajo estadísticas sacadas de contexto o tergiversadas, al contrario de lo que pretenden hacernos creer, las mujeres les importan poco; les delata su actitud de desprecio por Antonio del Castillo, padre de una de las víctimas con más repercusión mediática de la última década pero al margen de su paraguas ideológico. Estas 1.050 asesinadas desde el año 2003 no son para ellos más que un número que, a medida que engordaba, podían emplear como azote moral contra quienes nos negamos a asumir su discurso y tenemos muy claro que el problema está en los valores y en la educación de las personas, y no en una supuesta estructura que oprime a las mujeres por el simple hecho de ser mujeres. No les interesaba que la gente se pregunte por qué las instituciones se mostraban tan preocupadas por unas tragedias y tan indiferentes ante otras, como pueden ser los suicidios o los accidentes laborales.

Ahora que la estadística de fallecidos por el coronavirus alcanzó el millar , exigen que seamos comprensivos y cooperemos con las autoridades. Ahora la estadística del millar de muertos no parece importar gran cosa, a pesar de haberse alcanzado en un par de semanas después de que los medios de información y los portavoces institucionales llamaran a la tranquilidad. Como siempre, los muertos y los números sólo les importan en función de sus intereses. Dicen que tiempo habrá para exigir responsabilidades, que lo prioritario es aplicar las medidas de cuarentena y luchar contra la epidemia. Y eso deseamos muchos. Pero eso no es obstáculo para señalar que el Gobierno de Pedro Sánchez y sus socios han puesto en peligro a toda la población española simplemente porque no iban a renunciar al baño de masas del 8 de marzo. Si alguien se merece un especial reconocimiento en estos días son los trabajadores del sistema sanitario, los transportistas, los agricultores, los ganaderos, los empleados de las tiendas de alimentación y todos aquellos que siguen cumpliendo con su labor cotidiana como mejor les permiten las medidas de seguridad.

“Confirmado como crimen machista el asesinato de una mujer en Castellón”, El Confidencial, 20/03/2020: https://www.elconfidencial.com/espana/comunidad-valenciana/2020-03-20/mujer-muerta-castellon-35-anos-asesinato-machista_2508536/
“Los contagios por coronavirus en España suben a 19.980 y hay 1.002 muertos”, El Confidencial: https://www.elconfidencial.com/espana/2020-03-20/contagios-espana-coronavirus-espana-suben-muertes_2508628/

Scroll Up
A %d blogueros les gusta esto: